PSICOLOGÍA Y PSICOTERAPIA INFANTIL

Psicología y psicoterapia infantil

PSICOLOGÍA Y PSICOTERAPIA INFANTIL

 

Como adultos sabemos, que todo aquello que vivimos en nuestra infancia, deja una importante huella en nuestra vida.

Trastornos puntuales, como pueden ser de alimentación, conducta, etc., pueden dejar importantes secuelas si no son tratados adecuadamente.

Como padres, nos preocupamos de proteger lo máximo posible a nuestros hijos y hacer lo posible y lo imposible para que nada lo dañe.
Pero, a veces, en nuestro afán protector no vemos las señales que, claramente, nos alertan de que algo está pasando.

Pero… ¿cuáles podemos considerar como los casos en los que se hace indispensable la terapia?.

1. Trastornos de conducta.
Son fácilmente reconocibles por varios motivos: rabietas frecuente, actitud agresiva, desafiar la figura de autoridad, comenzar a beber y fumar, absentismo escolar (esto último ya en la adolescencia).

2. Trastornos por déficit de atención e hiperactividad
Aunque es bastante difícil de diagnosticar antes de los siete años, suele caracterizarse por rabietas, imposibilidad de estar quieto, poco predispuesto a la interacción social, preferencia de las actitudes deportivas ante de las educativas, dificultades con las operaciones matemáticas, de lenguaje,…

3. Trastornos de aprendizaje
Suelen abarcar, además del ya mencionado TDA y TDAH, trastornos como la dislexia, disculcalia o disgrafía

4. Trastornos de eliminación
Estos trastornos suelen tener una raíz psicológica: en ocasiones, el niño nunca ha sido capaz de retener la orina y las heces y, en otras, se produce una regresión en otras etapas del desarrollo.
Sus causas pueden ir desde un aprendizaje incorrecto, hasta la no utilización de los recursos necesarios.

5. Trastornos de alimentación
Pueden englobar desde la obesidad, hasta la anorexia y la bulimia.
En todos ellos, puede reconocerse la ansiedad como factor común.

6. Dificultad para entablar relaciones sociales
Dejando de lado trastornos ya específicos como el TEA, la ausencia de habilidades sociales pueden causar graves problemas en la infancia y la adolescencia.
Como los síntomas más fácilmente reconocibles podemos destacar la introversión, evitación, agresividad injustificada, ansiedad, depresión,..

7. Depresión y ansiedad
Pérdida de interés, conductas autodestructivas, alteraciones en el sueño, imposibilidad de concentrarse, cansancio, falta de humor, temores infundados, comorbilidades,…..

8. Dificultades en el colegio/instituto
Bullying, dificultades para establecer vínculos sociales, problemas para satisfacer las exigencias de la educación reglada,…. pueden hacer que el niño o adolescente perciba el aula como entorno hostil y enemigo

9. Trastornos en el sueño
Y después de todos los problemas del día a día, la imposibilidad de descansar: pesadillas, terrores nocturnos, sonambulismo,….

 

PSICOLOGÍA Y PSICOTERAPIA INFANTIL

Sin comentarios

Publica un comentario